Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando implica dar su consentimiento para la aceptación de nuestra Política de Cookies y del uso de las mencionadas cookies.
Más información sobre las cookies.

Repasamos la presencia de Asturias en FITUR 2021

El Priincipado de Asturias ha presentado en la Feria Internacional de Turismo (FITUR) distintas estrategias para revitalizar el sector y volver a la línea de crecimiento en la que se encontraba la región antes de la irrupción de la crisis sanitaria.

Y es que el sector turístico aportaba al valor añadido bruto (VAB) de Asturias en el año 2019 más de 2.300 millones, siendo el 10,6% del total regional. Contaba con 25.827 empresas y generaba 48.134 puestos de trabajo, 32.554 de ellos directos. Además, visitaron Asturias 7.649.266 personas, de las que 5,2 millones eran turistas y el resto, excursionistas. De los visitantes alojados en establecimientos, el 76% eligió la oferta hotelera, que con 1.761.635 usuarios asume una clara posición de liderazgo en la oferta asturiana.

Desde el Gobierno del Principado se señala que, aunque los resultados del verano de 2020 demostraron la fortaleza de Asturias como destino, la crisis sanitaria ha provocado “una situación de parada en el proceso de crecimiento que venía experimentando el sector”.

La región asturiana goza de un buen posicionamiento, siendo una marca de alto reconocimiento en los mercados. En este contexto, la naturaleza se configura como el elemento principal de reconocimiento de la comunidad, junto con la calidad, la singularidad, la autenticidad del Principado como destino y el compromiso con la sostenibilidad.

Pilares básicos de la estrategia turística del Principado

La Estrategia de Turismo 2020-2030 del Principado de Asturias se sustentará sobre cuatro pilares esenciales: la sostenibilidad (como principio estructurante de la acción turística) la autenticidad, la identidad regional, y la calidad de recursos y servicios. “Asturias aspira a que el turismo sea un impulsor sostenible de la economía y de la sociedad en beneficio de las generaciones futuras”, afirma Berta Piñán consejera de Cultura, Política Llingüística y Turismo.

Para lograrlo, el proyecto incluye una serie de objetivos que permitirán diseñar un nuevo modelo basado en los puntos fuertes de la oferta asturiana. A ellos se les unirá la apuesta por la desestacionalización, la búsqueda de nuevos mercados, la innovación y la digitalización, el desarrollo de estrategias de inteligencia turística y la incorporación de tecnología turística de vanguardia.

El nuevo modelo se articula en el plan de acción de la Estrategia de Turismo. A su vez, se conforma en tres líneas de actuación que se sustentan en los principios de concreción, viabilidad y eficacia.

Son las siguientes:

  • Implementar medidas para actualizar la normativa turística, contribuyendo a un mejor desarrollo de la estructura territorial del turismo. Fomentar la colaboración y el diálogo entre las distintas administraciones y el sector privado.
  • Desarrollo de un modelo de turismo sostenible, que pueda convertirse en una herramienta eficaz de posicionamiento y en una referencia para otros destinos. Se apuesta por la activación de nuevos recursos y la optimización de los actuales, así como por la creación de mejores infraestructuras. También pretende impulsar los productos de nicho temático; tendrán prioridad, inicialmente, senderismo y cicloturismo, el Camino de Santiago, el turismo industrial, la gastronomía, el ecoturismo y el turismo de congresos y eventos.
  • El incremento de la competitividad del sector mediante la digitalización, el desarrollo de las tecnologías, la cualificación y la investigación. La digitalización y tecnificación del sector se convertirá en un elemento fundamental en los próximos años, al igual que el desarrollo del marketing digital.

Impulsando la gastronomía como atractivo turístico

En línea con la Estrategia Turística, el Plan de Posicionamiento Gastronómico de Asturias se presenta como una guía de referencia para impulsar su proyección. En palabras de la viceconsejera de Turismo, este proyecto se lleva a cabo debido “al importante número y elevado reconocimiento de nuestros profesionales de la restauración, el alto grado de excelencia y notoriedad de nuestros productos y el alineamiento de las tendencias gastronómicas y los gustos de los consumidores con los valores de sostenibilidad y biodiversidad que identifican el Principado”.

Este plan establece tres ejes vertebradores:

  • Un entorno privilegiado. La biodiversidad, la preservación del medio ambiente y el mantenimiento de prácticas agrícolas y ganaderas tradicionales han propiciado una cultura gastronómica arraigada en los recursos autóctonos.
  • Un producto de calidad. Gracias a un importante trabajo de valorización de las mejores elaboraciones tradicionales realizado en los últimos años: perfeccionando la capacidad de transformación, incorporando valor añadido, priorizando las materias primas autóctonas, consolidando las principales referencias y mejorando el posicionamiento en el mercado.
  • Profesionales de primer nivel en la restauración y la producción. Ampliamente reconocidos en foros de prestigio, que han sabido interpretar esta actividad en Asturias desde una mirada personal y que, en muchos casos, representan auténticas sagas familiares.

Sobre estos ejes, el plan define tres objetivos principales para que la gastronomía asturiana alcance un estatus de modelo de referencia:

  • Posicionar a Asturias como destino gastronómico. Liderando la conversación a nivel nacional y compitiendo con otros destinos similares a nivel internacional.
  • Ser relevantes y obtener el crédito de los principales canales de prescripción. Contando con una marca que la identifique, singularice, otorgue prestigio y contribuya a generar notoriedad.
  • Liderar procesos de innovación y sostenibilidad. Aprovechando los recursos naturales para la generación de iniciativas.

Programa ‘Asturias a lo Grande’ para incentivar el consumo turístico

El programa ‘Asturias a lo Grande’, concebido para la reactivación turística de la región, está formado por el sector empresarial, los ayuntamientos y el Principado. Su objetivo es contribuir a desestacionalizar la demanda y apoyar la creación de productos, paquetes y experiencias en Asturias.

En el acto de presentación de su segunda edición, celebrado en el stand de Asturias, ha participado la viceconsejera de Turismo, Graciela Blanco. También han participado la presidenta de la Federación Asturiana de Concejos (FACC), Cecilia Pérez, y Ana Soberón, portavoz de la Mesa de Turismo de la Federación Asturiana de Empresarios (Fade

Blanco ha destacado la “oportunidad que constituye presentar este programa en presente edición de Fitur dedicada a la reactivación del turismo y en una plaza tan importante para Asturias como es Madrid”. Este programa “aporta un singular valor añadido a las estancias en Asturias, al permitir movilizar la práctica totalidad de segmentos del sector turístico, desde el alojamiento a la hostelería pasando por los servicios de guía o turismo de aventura”.

La segunda edición de ‘Asturias a lo Grande’ permite, a quienes reserven dos o más noches de estancia en alguno de los establecimientos adheridos o agencias de viajes autorizadas, el acceso a un catálogo de más de 140 actividades y propuestas para disfrutar durante su estancia sin coste añadido. Está prevista la participación de más de 450 empresas asturianas.

El programa, que cuenta con una inversión total de 350.000 euros, ofrece más de 12.000 plazas en actividades. Hablamos de turismo de aventura, ecoturismo, visitas guiadas, entradas a instalaciones culturales, sesiones de bienestar, visitas a centros de producción agroalimentaria; también el disfrute de menús degustación en los establecimientos miembros de las marcas de calidad gastronómica del Principado: Mesas de Asturias y Sidrerías de Asturias.